Mitología Griega

EL MINOTAURO Y EL LABERINTO

teseo minotauro y el laberinto

La mitología griega es una colección de antiguos relatos sobre los dioses, diosas y héroes de los antiguos griegos. Uno de los relatos más conocidos y más fascinantes es el mito de Teseo y el Minotauro. En este artículo, vamos a profundizar en esta historia trágica y heroica.

El Minotauro y el Laberinto es un mito clásico que nos llega desde la antigua Grecia y que se refiere a la historia mítica de un toro que, según los relatos, vivía en un laberinto creado por el famoso ingeniero Dédalo de Creta.

El laberinto estaba destinado a albergar a la criatura conocida como el Minotauro, un monstruo de mitad hombre y mitad toro. En la mitología griega, el Minotauro era el hijo de Poseidón, del cual se enamoró Pasífae, la esposa del rey Minos de Creta.

Según la leyenda, el rey Minos había ofendido al dios del mar, Poseidón, y para calmar su furia el dios envió un toro a la isla de Creta. Para expiar su ofensa, el rey prometió al dios sacrificar el animal, pero la belleza y la fuerza del animal eran tales que para quedar bien con el dios, el rey Minos decidió sacrificar a una vaca en su lugar.

Airado por semejante engaño, Poseidón castigó al rey Minos condenándolo a encarcelar al Minotauro en un laberinto.

El mito del Minotauro y el Laberinto ha sido un tema clave en la cultura mitológica de la antigua Grecia. Está relacionado con el culto al toro, una encarnación de la divinidad. La construcción del laberinto es una alusión a las complicadas laberintos de los palacios cretenses. La historia a menudo es usada como una parábola sobre el enfrentamiento entre la astucia humana y la fuerza de la naturaleza.

Según la mitología griega, Poseidón obsequió al rey Minos con un toro blanco y de la unión del toro con la reina Pasiface, esposa del rey Minos, nació el Minotauro. Poseidon dió orden de matar al Minotauro, pero Minos se negó y por ello construyó el laberito con la finalidad de encerrarlo.

El rey Minos encargó la construcción del laberito del Minotauro en Creta a Dédalo (el padre de Ícaro), ingeniero ateniense alojado en la corte. Cada 9 años se le ofrecía como ofrenda para que se alimentara a 7 hombre y 7 mujeres, a parte de las personas que se perdían en dicho laberinto.

Minos iba a sacrificar el toro en honor a Poseidón, pero debido a la belleza del toro, decidió quedarse con él. Este hecho hizo enfadar a Poseidón y como castigo hizo que la esposa de Minos, Pasífae, se enamorara del toro blanco.

Para poder yacer con el Toro de Creta, Pasífae ordenó a Dédalo que le construyese una vaca de madera hueca para poder introducirse en ella y así poder mantener relaciones con el toro.

Teseo, un guerrero a quien se le consideraba hijo de Egeo, logró matar al minotauro. Teseo consiguió salir del laberinto al dejar un hilo, que le había dado su esposa, como rastro para encontrar la salida.

figuras decoractivas mitología griega

EL MITO DE TESEO Y EL MINOTAURO

El mito griego de Teseo y el Minotauro ha sobrevivido durante siglos como una advertencia de lo que puede suceder cuando el orgullo se interpone entre una criatura y su propia felicidad. La leyenda de Teseo también nos habla de la importancia de la lealtad, la familia y el amor. Al igual que el héroe griego, Teseo, la historia nos recuerda a todos que un verdadero héroe siempre encuentra la manera de triunfar.

Egeo, el Rey de Atenas tenía tres hijos: Teseo, Alcmenes y Demofon. Teseo era el más valiente y poderoso, pero también el más joven. Su padre Egeo le dio una de las tres embarcaciones que él poseía. Esta nave tenía una pequeña vela, y él le dijo a su hijo que, si regresaba victorioso de su aventura, debería llevar la vela blanca. Pero, si no regresaba a salvo, Egeo sabía que habría que levantar la vela negra.

El mito de Teseo y el Minotauro se desarrolla en la isla de Creta, en el Mar Mediterráneo. El rey de Creta, Minos, enfureció por culpa de su padre y para vengar su muerte construyó un laberinto para encerrar en él al Minotauro. Cada siete años, Creta exigía el tributo de siete doncellas y siete jóvenes, entre ellos el valiente Teseo.

Teseo y el Laberinto del Minotauro

Teseo llegó a Creta listo para destruir al Minotauro. Para entrar en el laberinto, Teseo recibió un hilo de una joven cuyo nombre era Ariadna. Él sabía que si pudiera salir del laberinto, significaría su regreso a casa. El Minotauro era una criatura mitad hombre, mitad toro, y le fue difícil vencerlo. Pero Teseo usó su astucia para derrotar al Minotauro. Una vez que había vencido la bestia, Teseo se apresuró a huir del laberinto con el hilo de Ariadna, esperando encontrar a salvo el camino de regreso a Atenas.

Teseo y el Regreso a Atenas

Teseo regresó a Atenas victorioso después de su aventura. Él había ganado la promesa de Ariadna, quien había prometido casarse con él si regresaba a casa con vida. Pero al llegar a Atenas, el rey Egeo estaba desesperado por aprender el destino de su hijo. Para determinar si su hijo estaba a salvo, el rey Egeo había mirado hacia la nave de Teseo. Por desgracia, la vela negra seguía ondeando. Entonces el rey se dio cuenta de que su hijo había muerto, y se echó a llorar. Pero entonces Teseo se acercó a la costa, y el rey vio que su hijo seguía con vida. Teseo levantó la vela blanca en el mástil, como él había prometido, y el rey Egeo rompió a llorar de alegría.

Dioses Griegos

Afrodita / Apolo / Ares/ Artemisa / Atenea/ Deméter / Dionisio/ Hades / Hécate / Hefesto / Hera / Heracles / Hermes / Hestia / Pan / Perséfone / Poesidón/ Zeus

   
figuras decoractivas mitología griega

FIIGURAS DE DIOSES GRIEGOS

También te puede interesar las siguientes figuras de dioses nórdicos

FIGURA MEDUSA

139,00

FIGURA LEONIDAS

108,05

FIGURA BACO

129,70
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *