Grecia

EL DIOS ARES

el dios ares

El dios Ares representaba al dios griego de la guerra. Hijo de Zeus y Hera, y hermano de Hebe y Ilitía.

Por su temperamento y agresividad era el más impopular de todos los dioses del Olimpo, siendo incluso rechazado por sus padre.

Solamente en Esparta se le adoraba, supuestamente por la cultura militar de esta zona.

  • Su fama proviene principalmente por:
  • Haber seducido a Afrodita
  • Luchado sin éxito con Hércules.
  • Por enfurecido a Poseidón matando a su hijo Halirrotio.

En la mitología romana adopta el nombre de Marte, pero sigue siendo el dios de la guerra, la ira y la destrucción.

Los griegos pensaban que provenía de Tracia (norte del mar Egeo), ya que en esta zona habitaban pueblos bastante bélicos.

Ares era también el dios de la virilidad masculina, contabilizándole sobre treinta amantes mujeres y unos 60 hijos (entre ellos Eros, Harmonía, Fobos, Deimos, las amazonas).

  • Muchos de sus hijos tuvieron nefastos encuentros con el héroe griego Hércules:
  • Hipólita, reina de las Amazonas, perdió su cinturón a manos de Hércules.
  • Euritión perdió su ganado a manos de Hércules.
  • Diomedes, al que Hércules le robó sus caballos.
  • Cicno, al que dio muerte Hércules.
  • Incluso se creía que las Amazonas eran descendientes de Ares.

Ares y Afrodita

A pesar de su carácter, Ares destacaba por su belleza y valor, cualidades que le ayudaron a seducir a Afrodita, la diosa del amor y más bella.

La gran belleza de Afrodita ocasionaba que varios dioses se enfrentaran para cortejarla. Para evitar este conflicto, Zeus obligó a Afrodita a casarse con Hefesto, un dios deforme y antisocial.

Afrodita sentía gran repulsión por Hefesto y tuvo varios amoríos, aunque el más pasional e intenso fue con Ares.

Según la Odisea de Homero, en uno de los encuentros entre Ares y Afrodita, Hefesto, hijo de Afrodita, los sorprendió en la cama diseñada para tal encuentro. El castigo de Ares fue su destierro temporal del Olimpo.

Publicidad

Ares contra Hércules

El mito más popular de Ares es su enfrentamiento con Hércules.

Cicno, hijo de Ares, asaltaba a los peregrinos que se dirigían al oráculo de Delfos. Apolo enfadado con Cicno envió a Hércules para que lo matara.

Ares furioso se enfrentó a Hércules, pero acabo herido, ya que el gran héroe griego tenía la protección de Atenea.

La guerra de Troya

En la Ilíada, Homero cuenta que Ares peleó para un bando y luego para el otro para recompensar el coraje de ambos lados en la guerra de Troya.

Prometió a su hermana Atenea y a su madre Hera que lucharía del lado de los aqueos junto a Aquiles, pero Afrodita y Apolo lo convencieron para que luchase con ellos del lado de Hector, Paris y los troyanos.

En la batalla, Diomedes sorprendido al ver a Ares luchando en el bando troyano ordenó a sus soldados la retirada.

Hera vio la desproporción del combate y pidió a Zeus que interviniera para alejarlo del campo de batalla.

Ares atacó a Diomedes con su lanza, pero Atenea desvió el ataque. Diomedes respondió con la pica y Atenea guio el golpe en dirección a Ares, quien cayó.

Homero describe el grito de Ares herido como el de 10,000 hombres. Huyendo de vuelta al Olimpo, Zeus ignora los quejidos de Ares pero ordena a Peeón que cure su herida.

Culto en Atenas a Ares

Ares volvió a alterar la armonía del Olimpo cuando fue acusado de matar al hijo de Poseidón, Halirrotio, cerca de un arroyo bajo la acrópolis ateniense.

Al final fue absuelto al demostrarse que Halirrotio había violado a Alcipe, hija de Ares.

El juicio se desarrolló en el Areópago y desde entonces se convirtió en el lugar de juicio en Atenas donde se trataban los casos de asesinato e impiedad.

Los gigantes que encerraron a Ares

Otus y Efialtes, conocidos como los Aloadae, eran dos gigantes que odiaban a Ares porque este había desatado una batalla que destruyó sus cosechas.

Los gigantes persiguiero y apresaron a Ares, tras su captura los encerraron en un frasco de bronce, durante un año lunar (13 meses).

Los gigantes emocionados con su hazaña, amenazaron con atacar el mismísimo Olimpo. Además querían como esposas a Artemisa para Otus y a Hera para Efialtes.

Para huir delos hermanos gigantes, Artemisa ideó un plan amoroso para enfrentarlo. Mientras ellos peleaban hasta matarse entre sí Artemisa consiguió huir.

Mientras se desarrollaba la pelea Hermes, hermanos de Ares, lo sacó del frasco.

Representación en el arte

Ares se representa a menudo con una armadura completa y un casco, portando un escudo y una lanza. En ocasiones también aparece montado en un carro tirado por caballos que respiran fuego.

Era también recurrente ver jarrones áticos decorados con la batalla de Ares con Hércules.

En la mitología romana, Marte era el padre de Rómulo y Remo, fundadores de Roma, siendo Marte el dios patrón de la capital, al igual que Atenea era de Atenas.

Otra curiosidad es que el mes de marzo tiene ese nombre en honor a Marte (martius).

Publicidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.