Egipto

EL DIOS HORUS

el dios horus

Padres: Osiris e Isis
Hijos de Horus: Kebehsenuf, Imset, Duamutef y Hapi
Poderes de Horus: dios del cielo, la caza y la guerra.
Símbolo: halcón posado sobre una percha

El dios Horus es uno de os más antiguos y poderosos de la mitología egipcia. Es el dios del cielo y la representación del faraón en la vida, sin embargo cuando el faraón muere es Osiris el dios que representa al faraón.

A parte del dios del cielo era también el dios de la caza y la guerra.

Horus suele representarse de dos formas:

  • Como un halcón o un hombre con cabeza de halcón y la doble corona (la del Bajo y la del Alto Egipto).
  • Como un disco solar con grandes alas a ambos lados.

Horus era el hijo del de Osiris e Isis. Nació después de la resurrección de Osiris, que había sido asesinado por su tío Seth.

Su madre Isis para protegerlo de su tío Seth dejó a Horus al cuidado de Thot, el cual lo instruyó como un gran guerrero.

LA LEYENDA DEL DIOS HORUS

La leyenda de Horus comienza cuando Geb y Nuto, dioses de la tierra y el cielo respectivamente, ceden el gobierno de Egipto a su cuatros hijos: Osiris, Seth, Isis y Neftis.

Los cuatros hermanos se casaron entre sí para mantener la línea dinástica, algo que era habitual entre los dioses del antiguo Egipto, Osiris con Isis y Seth con Neftis.

En el reparto de poderes Seth era el menos satisfecho y tuvo una gran rivalidad con su hermano Osiris por el control de Egipto.

Seth era el primogénito y reclamaba el trono de Geb, pero del el primer nieto de Geb heredaría el control de Egipto. Por este motivo Seth haría todo lo necesario para evitar el nacimiento de Horus.

LA MUERTE DE OSIRIS

Seth hizo fabricar un cofre recubierto de piedras preciosas con las medidas exactas de su hermano Osiris.

Aprovechando la fiesta en honor de la visita de la Reina Aso de Etiopía, Seth presentó el cofre y propuso un juego similar al de Cenicienta.

El que pudiera entrar en el cofre sin dificultad se podría quedar con el magnífico cofre.

Cuando lo probó Osiris, Seth ordenó cerrar y sellar la tapa para a continuación tirarlo al mar. De esta forma Seth se hacía con el control de Egipto.

Isis, que era la esposa de Osiris buscó el cofre que localizó en Biblos (Líbano). Escondió el cofre y empezó los preparativos para poder resucitar a Osiris.

Seth se enteró de los planes de Osiris, encontró el cadáver de Osiris y lo descuartizó en 14 trozos repartiéndolos por todo Egipto.

Pero Isis no cesó en su idea de resucitar a su marido y consiguió recuperar todo su cuerpo, excepto el pene.

Curiosamente y aunque no tenía pene, Osiris pudo concebir un hijo con Isis, Horus. Isis temiendo a Seth lo ocultó en los pantanos.

LUCHA ENTRE HORUS Y SETH

Horus quiso vengar la muerte de su padre Osiris y luchó con Seth para recuperar el trono de su padre.

En la lucha con Seth perdió el ojo izquierdo. Cuando lo recuperó se lo ofreció en ofrenda a su padre Osiris.

Horus primero recuperó el Bajo Egipto, terminando por ser el dios de todo Egipto.

La separación de territorios entre Horus y Seth se representó en la mitología como el desierto qye representaba Seth y el territorio fértil del Valle de Nielo representado por Horus.

En la guerra entre Horus y Seth tuvo bastante influencia el dios Ra, bisabuelo de Horus, el cual se unió a los seguidores de Horus.

Seth cayó por fin prisionero, y fue llevado ante el Dios Ra, quien ordenó que fueran Horus e Isis los que ordenaran el castigo.

Sorprendentemente Isis, que era hermana también de Seth, sintió lastima de él y le dejó escapar.

Horus hizo decapitar a su madre por dejar en libertad a Seth.

Seth consiguió reagrupar a su ejército y continuar la guerra con su sobrino Horus.

Cansados de tanta guerra, el consejo de los dioses se reunió y establecieron que Seth se fuera de Egipto a cambio de perdonarle la vida y que Horus sería el heredero legítimo de la corona de Egipto.

pelea horus contra seth

EL OJO DE HORUS

La parte más conocida de la leyenda del dios Horus es la pérdida de su ojo, esto ocurrió durante la pelea entre Horus y Seth.

En la batalla pierde su ojo, pero Horus no se detiene y continua la pelea porque tenía como ojos al sol y la luna, pero en vista de que los sacerdotes ya le habían adjudicado el Sol al dios Ra, solo le quedó la luna.

Horus decide cubrirse la herida con una serpiente divina que tenía por nombre Uraeus, siendo el emblema oficial de los faraones de Egipto.

El ojo de horus era conocido por varios nombre como el “Ojo que todo lo ve” o “el Ojo de Ra”

Desde entonces el Ojo de Horus tiene dos significados, el ojo derecho representa la luz y el sol y el izquierdo representa la sombra y la luna.

El ojo de Horus como amuleto

Tuvo gran popularidad den el Antiguo Egipto como amuleto para la protección, el progreso, la indestructibilidad del cuerpo o el renacimiento del alma.

Se piensa que es un amuleto contra las enfermedades, el mal de ojo, las traiciones y los encantamientos.

Representa la fuerza, salud, seguridad, vida y vigor.

Actualmente este símbolo se utiliza como amuleto contra la envidia y contra el mal de ojo, por este motivo, muchos deciden tatuárselo o llevarlo en forma de joya.

Para aquellas personas más místicas el Ojo de Horus es el “tercer ojo” de nuestro cuerpo. Representa que es la glándula pineal, la cual se encuentra en el cerebro y genera melatonina y es la responsable de conectar el cuerpo con nuestra alma.

El Ojo de Horus (Udyat)  significa «el que está completo» es un símbolo mágico con poderes protectoras, purificadoras, sanadoras.

Es un símbolo utilizado como amuleto de protección con poderes de protección y de curación. Es utilizado para evitar enfermedades y en el antiguo Egipto se usaba para evitar la desintegración de los muertos embalsamados.

RELACIÓN CON JESUCRISTO

El Culto de Isis y horus niño pasó a la cultura griega y después a la romana, influyendo en la iconografía cristiana de la Virgen María y el Niño Jesús.

Además se da el caso de la resurección de Osiris que regresa de la muerte para engendrár a su hijo.

4 thoughts on “EL DIOS HORUS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *